Expedientes y experiencias excelentes

Premios del Consejo Social 2017. Excelencia en el Estudio y Buenas Prácticas en los Centros Asociados. UNED

El rector de la UNED, Alejandro Tiana, entregó los Premios del Consejo Social a la Excelencia en el Estudio -al mejor expediente en el curso lectivo, en el Grado y los másteres de cada facultad y cada escuela de ingenieros- y a las Buenas Prácticas del PDI, PAS y las puestas en marcha en los  Centros Asociados nacionales y en el extranjero. Ha estado acompañado por los presidentes de los distintos tribunales, María GarañaAurelio López de Hita y Luis Méndez. Treinta y cuatro estudiantes y seis equipos de investigación y servicios recogieron el galardón en un acto amenizado por el Coro de la UNED, dirigido por Luis Antonio Muñoz.

María Garaña, vicepresidenta de Microsoft Europe, representante del Consejo Social de la UNED y presidenta del tribunal de los Premios a las “Buenas Prácticas” del Personal de Administración y Servicios ( PAS) y del Personal Docente Investigador ( PDI), recordaba que “el papel que debe desempeñar  el Consejo Social es acercar la universidad a la sociedad y fomentar la excelencia, la innovación y la cercanía al entorno empresarial” y resaltaba que “en los premios que hoy se adjudican se apoyan en el desarrollo de la tecnología, lo que hace que el conocimiento trascienda más allá del propio Centro Asociado y llegue a grandes sectores de la sociedad”.

El rector, Alejandro Tiana ha destacado que estos premios “tienen mucho que ver con  la esencia de la universidad, pues premiamos la excelencia académica por un lado y, por otro, el trabajo destacado de algunos compañeros que tienen muy claro que la Universidad es una tarea común”.

Tiana ha destacado las peculiaridades de los estudiantes de la UNED, recogidas en el Informe sobre la Situación Laboral y Empleabilidad de los titulados de Grado y Máster de la UNED realizado recientemente por el Observatorio de Empleabilidad y Empleo  del COIE de la UNED. “Dos tercios de nuestros estudiantes ya están trabajando cuando llegan a la UNED; la edad de los mismos lleva una trayectoria simétrica e inversa a la de los estudiantes de las universidades tradicionales, y el 60 por ciento de nuestros alumnos vienen a la UNED por motivos de desarrollo personal, algo que ya es un rasgo propio de nuestra universidad. Todos aquí tenéis unas situaciones personales, profesionales y familiares mucho más complejas que aquellos que acceden a la universidad tras finalizar el Bachillerato, lo cual otorga más mérito a las metas que alcanzáis con nosotros. Si además lo hacéis de forma excelente, como es el caso que nos reúne hoy aquí, el orgullo es aún mayor”.